Follow up

Poco a poco, las cosas van nuevamente agarrando ritmo. Casualmente ayer me salio un pequeño negocio que me ayudo a distraerme y enfocarme… paradojicamente. Ayer aproveche para venir tarde, irme temprano, comer super bien, hacer ejercicio, desvelarme… y dejar todo listo para, hace unos minutos, terminar mi tercer libro.

Extrañamente, no puedo recordar bien que he hecho los días anteriores de esta semana… estoy bastante desubicado temporalmente; hoy juraba que era miércoles, aunque realmente hubiera querido que fuera viernes… y ¡zaz! resulto que es jueves.

Aunque este libro me pego, como los anteriores, de alguna forma no lo disfrute tanto. No se si es porque ya la historia se esta estirando demasiado, o si simplemente estoy cansado de estar presionando tantos botones importantes. Definitivamente fue una lectura divertida, profunda y edificante, pero esta vez si pude identificar momentos o partes donde estaba desesperandome.

Aproveche una oportunidad que se me presento para poder compartir esta historia, y ahora estoy regresando a visitar el primer libro para ir comparando puntos de vista, experiencias, percepciones…

/*/*/*/*/*/*/*/*/*/

No se porque me esta costando escribir ahorita. Realmente tenia (tengo) ganas de escribir… pero las palabras están trabandose, congestionando mi mente, y no avanzan hasta formar oraciones coherentes. Tal vez sea que si estoy cansado del desvelo de anoche; o, realmente, no tengo nada interesante que escribir.

Solo porque es mejor escribir un poco, y no tirar lo poco que escribí, dejo esto por acá. Tal vez en un rato se me pasa el bloqueo y puedo venir acá tranquilo a poner algo mas…

Memorial weekend

Después de lo del viernes, vaya si tuve un buen fin de semana.

Todo empezó en la casa con el almuerzo: churrasquito, vinito, excelente platica con mis papás. Luego, como sorpresa, recibí un mensajito con una cordial invitación a seguirle entrando a los vinitos por la tarde. No solo compartimos notas sobre similares experiencias del otro lado del charco, en el viejo mundo, sino que también tuve la excelente oportunidad de conocer a una nueva personita que se perfila muy interesante.

Me tarde mas de lo que había planeado y salí corriendo para ir a mi siguiente compromiso, al de todos los sábados: UFC y vodka. Ya a esas alturas, iba mas allá que acá, y fui directo a pasármela súper bien; otra vez nos quedamos jugando hasta la madrugada, y terminamos el juego que teníamos en las manos, Call of Duty: Modern Warfare 3.

Hoy estuvo mucho mas estático el día: avance como 18% del siguiente libro de Ender, vi tres películas y básicamente no hice nada mas.

Después del shock de como se desarrollaron los eventos de mi viernes, creo que realmente me cayo bien el descanso y la relajación de este fin de semana. Lo único que me falto, fue ir a meterme a un sauna, lo cual estoy pensando que podría hacer el otro finde, porque no estaría nada mal.

Ahora, a dormir, para empezar mañana la semana con animo y energía.

FFFFFUUUUUUUUU!!!!!!!

Que absoluta mugre de día.

Realmente podría (y debería) usar palabras mas pesadas para categorizar el día de hoy… quiero llorar, vomitar, esconderme debajo de la cama y que ahí me mordisquee un perro… fsck it! Que sensación mas asquerosa.

Todo empezó en la mañana, cuando algo paso… honestamente, aún no se que fue lo que paso. Anoche hice un trabajito rápido, nada del otro mundo, y supuestamente era un complemento de algo que ya se había hecho en otro país y todo estaba bien. Incluso, hoy temprano, tipo 7, me encontre un correo felicitándome por el trabajo y casi me sorprendió la situación.

Al llegar a la oficina, relajadamente tipo 9, resulto que medio mundo estaba arrancándose los pelos de la cabeza porque YO había dejado cosas a medias y habían cosas malas. Cuando revise los correos que iban y venían, me estaban echando la culpa por el trabajo que habían hecho fuera. No solo tenía el video grabado donde la otra persona lo había hecho (porque él me lo mando como guía para futuros trabajos), sino que tambien tenia el correo donde yo le preguntaba si faltaba hacer algo y él me decía que ¡NO, QUE YA ESTABA HECHO TODO!

En fin; tuve la suerte que no solo lo mío estaba pasando, sino que tambien otras cosas de la misma fuente estaban bastante problemáticas y afectaban injustamente a otras personas. Así que en vez de aislarme como víctima, me encontre como uno mas del grupo que estaba siendo injustamente tratado. Mal inicio de día, pero nada mas…

… hasta un par de horas después, resulto que “las transferencias las van a hacer hasta la otra semana” cuando nos habían prometido que íbamos a tener el dinero acá HOY.

Luego, surgió una pequeña posibilidad para un negocio que podría ayudarme a realmente afianzar mis finanzas y darme un buen respiro. El asunto se fue complicando minuto a minuto, incluso hasta llegar al punto en el que dije: “si ahorita me dicen que no, ahi que muera”. Pero me dijeron que si, así que luego de dar las gracias al poder superior por lo que parecia su intervención en el asunto, sali con una gran sonrisa en la cara…

… solo para casi morir de problemas estomacales a lo largo de la tarde. Ya tenia ratos de no pasar un día tan malo, y realmente no pude avanzar mucho en mi trabajo en la tarde por tantas veces que tuve que ir al baño.

Pero bueno, un amigo me invito al cine, así que aproveche a salir temprano, fuimos a ver M.I.B. 3, la cual esta pasable y de regreso ya mas tranquilo a la casa, donde venia a terminar el negocio de medio día… Y vengo a enterarme que, ¡oh sorpresa! “la cosa no era así, no fue eso lo que te entendí, así no me conviene la cosa” y “¿y ahora… que vas a hacer?” FSCK! ¿como que que voy a hacer?… salir a buscar un perro, para poder llorar, vomitar, esconderme debajo de la cama y que ahí me mordisquee el perro.

Al final, el pequeño “negocio” se concreto, pero con perdidas para ambas partes… eliminando la alegria de poder decir “miren lo que hicimos”, eliminando cualquier tipo de ganancia… y hundiendo lo que quedaba de mi humor hasta profundidades no exploradas en años.

Definitivamente no puedo decir que sea el peor día de mi vida, pero fácil es el peor del año… probablemente, el peor de los últimos como cinco años. Y no realmente por lo que paso, sino por como me siento.

Y solo por si necesitara ese little push adicional, llevo como tres días de no poder tener una conversación terapéutica porque TODAS mis conexiones a internet han fallado. DSL de la casa, 3G de Tigo, 3G de Claro, DSL del trabajo… todos me han fallado, de forma intermitente y sumamente molesta.

Mi mamá me pregunta de lo mas tranquila ¨¿por que no has cenado?¨porque si como, vomito…

Apenas queda tiempo para que algo mas pueda salir mal… mejor me apuro a comer, así, si me enfermo, que sea hoy, y no oficialmente en fin de semana, que traje trabajo para hacer acá.

Preferiria pagar mi mal karma en cuotas mas pequeñas y continuas, y no en abonos sorpresa como los de hoy.

Second update – inwards

Este post va a tener que ser forzosamente corto, por intenso.

Son muchas pequeñas ideas que han estado revoloteando en mi cabeza. La edad, la madurez, la vejez… muertes, muerte, niños, crecimiento, aprendizaje…

El viernes, por ejemplo, pude darme cuenta de lo viejo que estoy… la forma en la que lo expreso; en mis actitudes, mis prejuicios, mis opiniones… y la forma tan drastica en la que contrasta con esos mismos elementos en mis compañeros mas jovenes.

Tambien se me ocurrió pensar como muchos de esos elementos los he ido adquiriendo y formando gracias a la amalgama de experiencias, vivencias y situaciones que han determinado mi vida y mi percepción de la misma. Ahorita estoy en condiciones de poder juzgar mejor, decidir mas sabiamente, ver las cosas de una forma tan dimensionalmente distinta a como las veía antes.

Y mis capacidades. Así como tantas cosas externas, tantas variables, se conjugaron de una forma particular para formar esa esfera en la que crecí, de la misma forma muchos elementos internos se alinearon de una forma específica, para ayudarme a percibir las cosas de una manera particular.

¿En que me he convertido? Hace poco conversábamos acerca de como uno hace tanto esfuerzo en no transformarse en esa figura freudiana que nos corresponde; como tratamos de huir de la situación metafórica de Edipo, o Elektra. Y sin embargo, tarde o temprano, en mayor o menor medida, nos pasa lo mismo que en la fábula… y por tanto tratar de huir de nuestro destino, por tanto ir corriendo y volteando a ver, no nos damos cuenta que simplemente avanzamos siguiendo esa suave curvatura como la de La Tierra. Y ¡zaz! vamos a caer al otro lado de lo que supuestamente era nuestro punto de partida, la imagen de la que huíamos.

Pero justamente como lo sugiere la teoría, cuando nos damos cuenta que esa imagen no es mala en lo mas mínimo; cuando interiorizamos lo mejor y aprendemos a aceptar lo no-tan-bueno… y tal vez, solo tal vez, cuando podemos amar de vuelta con un proposito, y no solo ciegamente… todo encaja realmente bien y no solo aceptamos, sino que estamos orgullosos de esa identidad lograda.

Hay tantas otras cosas que quisiera conversar… pero que lo unico que puedo hacer en este momento es medio escribir aca… Y leer; leer mas… seguir con la cada vez mas profunda y personal saga de Ender. De alguna forma ya sabía que iba a ser una historia profunda e importante… pero con cada personaje, cada giro de la historia, voy topandome con reflejos, destellos, espinas y figuras de humo… tanta cosa por analizar, aceptar y discutir.

Y aqui voy dejandolo… no muy convencido de querer dejar de escribir; pero al mismo tiempo, agotado por haber volteado tan rápido el contenido de mi mente aqui… Vamos a ver si me logro dormir rápido y despertar temprano mañana, para poder aprovechar al máximo el día y empezar bien una nueva semana.

First update – outwards

Fsck! Tengo dos posts que hacer, paralelos, y casi igual de importantes.

Voy a empezar en este, porque es el mas corto… o al menos, el que puedo acabar mas rápido sin mayor problema.

El jueves, después de haberme desvelado por baboso, tuve un muy buen día. Honestamente no recuerdo ni que tanta cosa hice en el día hasta llegar a la tarde. Y aqui es cuando la cosa se pone interesante. Ya había terminado el trabajo para el día siguiente, para la gran reunión del viernes, y estaba preparando una versión alterna, solo por si acaso. Revisamos el trabajo y decidimos retocar unas cositas… y, cuando nos dimos cuenta, estábamos haciendo un libro completamente nuevo, de cero, un segundo producto. Así, solo porque si… y nos quedamos en la oficina hasta pasadas las diez de la noche.

Aunque obviamente me canse, estaba super emocionado, eléctrico. Fuimos a cenar esa noche para celebrar y darnos animos, para prepararnos para el gran día.

El gran día llego y se fue. Salimos con una excelente retroalimentación de nuestro (futuro, casi, casi) cliente. Y con un reto grandísimo sobre la cabeza… el cual empece a planear como enfrentar y al cual le di una buena mordida hoy… solo para descubrir que realmente mordí algo que no se si pueda masticar.

La cosa esta mas, mucho mas difícil de lo que pensaba. Como esta la situación actual, there is no fscking way que pueda cumplir con el trabajo, mucho menos en el plazo propuesto.

Pasada la etapa de pánico, pienso que esta es parte de las cosas que siempre me detienen, me impiden crecer: ese miedo a lo desconocido, a enfrentar el reto directamente. Obviamente, se refuerza la idea de planear y volver a planear para buscar una posición táctica favorable, para mejorar mis posibilidades de triunfar… pero luego caigo en la parálisis del análisis y me quedo sin hacer nada.

Al menos en la situación en la que me encuentro, no hay escape: o miro como lo hago, o consigo a alguien que lo haga… y aprendo en el camino para hacer el siguiente yo solito.

*/*/*/*/*/*/*/*/*/*/*/*/*/*

Por esas cosas de la sincronicidad, acabo de colgar el teléfono respecto a este tema. Mañana nos sentamos a ver que y como vamos a hacer para salir adelante.

Creo que se va a cortar antes de tiempo este post, pero la idea a la que queria llegar es que estoy fuera de mi área de confort en lo que a estrategia se refiere. Estamos diciendo “sí” a todo, y después vemos como hacerlo; en vez de decir “depende”, y después ver como zafarnos del asunto.

Visto de esa forma, vaya si estoy aprendiendo… Y mientras tanto, me siento satisfecho de lo que estoy haciendo; feliz por estos retos nuevos y las oportunidades de aprender que van saliendo día a día.

Y aqui lo voy a tener que dejar, porque resulta que a las 20:55 hrs de un domingo, tengo que ponerme a trabajar 🙂

 

New toy!

Jaja! Ayer le eche el ojo y hoy ya me la traje a mi casita! Una venerable, clásica y bastante coqueta M2453… Una iBook de primera generación, anaranjada 😀

La configuración es risible para nuestros estándares actuales: procesador PowerPC de 300 Mhz, 160 MB de RAM, Mac OS X 10.2 Jaguar, pantalla de 800 x 600 px… Un puerto USB, sin Wi-Fi, Bluetooth, WebCam o micrófono interno; una bocina. El cargador esta masticado por un ratón, al algo peor, no le funciona el botón del trackpad y no tiene batería. Pero, literalmente, me la regalaron, así que no es justo que este criticándola, jejeje.

Pero la verdad es que funciona perfectamente bien. Arranca a la primera, como si nada; le funciona casi todo y apenas tiene malos como 20 o 30 pixeles de la pantalla. Para una maquina que, en términos tecnológicos, tiene mas de 100 años, esta en excelentes condiciones.

Me la traje para tenerla de adorno, pero ya encendiendola y manoseandola un poco, no esta tan mala para usarla para las tareas mas básicas.

Creo que si le conecto el iPhone, o intento ver un video de YouTube, explota; pero, para navegación súper sencilla y tal vez, pero solo tal vez, revisar correos, funciona sin problemas.

La verdad es que me hace pensar profunda y seriamente en el paso del tiempo y sus implicaciones. Esta maquina, cuando salió en 1999, costaba USD $1,800. Ahora, no vale nada, tiene menos poder de proceso, memoria, resolución de pantalla y capacidad de almacenamiento que la versión mas baja de una BlackBerry. Y apenas han pasado trece años.

Claro que trece años son una gran diferencia si hablamos de un niño, gobiernos de un país o la duración de un matrimonio. Pero de alguna forma, me parece sorprendente poder ver y tocar esta diferencia… Ser dueño, literalmente, de un pedacito de historia.

Estar con mi iPad, sentado frente al iBook mientras se actualiza, es un impresionante despliegue de esa percepción del tiempo; igual que tener una compu bajo el escritorio funcionando como NAS / servidor, el iPhone a la par del iBook y la Galaxy de mi papá en el comedor.

¿Así de obsoletos vi los discos de vinil de mis papás? ¿Como vería Jimena, o Paula, esta iBook?

¿Y nuestros valores, filosofía de vida, conceptos sociales y normas éticas? Porque a la larga, todo eso también es un producto humano, sujeto al paso del tiempo, la actualización y el abandono.

Ojalá lo mejor de nosotros, como personas y como especie, se conserve en tan buen estado como esta maquinita; ojalá que nuestra calidad sea tan alta, que podamos soportar el paso del tiempo, demostrar nuestro valor y dar una buena imagen a esos adultos del futuro.

Pero que filosófico… Ha de ser efecto secundario de las como ocho copas de vino que me tome hoy, jajaja

20120517-004846.jpg

20120517-004902.jpg

Update…

Después de casi descansar de la historia de Ender por un par de días, me toca retomar el relato y empezar el segundo libro. Vamos a ver a donde nos lleva esta nueva narrativa y que beneficios puedo sacar del viaje a otro planeta, en el futuro; y adentro de mi mente, en el presente.

Paralelamente, el trabajo ha estado intenso: pequeños problemas con proyectos ya iniciados, varias propuestas para proyectos nuevos, nuevos contactos con gente conocida y gente nueva… Tanto que hacer, y tan poco tiempo…

Y los planes y sueños siguen avanzando. Aparte de pequeños deseos y berrinches, ideas y objetivos, el futuro esta definido. Sabemos a donde queremos llegar, como llegar ahí, y cuando queremos llegar… Son solo las piedras del camino las que vamos esquivando o sobrepasando.

Por mi parte, debo decir que he tenido un poco de problemas de comunicaciones últimamente. Encontrar un canal alternativo no ha ayudado mucho, pues ahora el problema es la disponibilidad y el horario… Si no es una cosa, es otra.

Por otro lado, nuevamente esta ahí la espinita de los deseos latentes, las pulsiones… No tengo la fuerza, ni la habilidad, para vencer la programación original incluida en mi hardware. Ya veremos que forma encuentro de resetear esos molestos… requerimientos.

Pareciera que no es tan difícil integrarse a un grupo. Sin embargo, y obviando el chiste eventual, sigo siendo uno en el grupo, en vez de uno mas del grupo. Y me cuesta estarme acordando constantemente de cambiar esa situación con mis acciones, pues mi actitud natural es estar encerrado en mi área asignada. Tengo que ir empujando mas hacia afuera, buscando mantener contactos mas constantes, aunque sean de bajo nivel.

¿Que mas? No se me ocurre ahorita nada mas… Solo que todo parece indicar una noche mas de insomnio… C’est la vie…